18 septiembre, 2021

No puede haber elecciones con censura, persecución y sin oportunidad de educación electoral

Gráfico de Radio Universidad UNR / NM

“Hay que educar a la gente. No basta saber que a la tía María le fue bien con el acupunturista o con el homeópata, porque el efecto placebo siempre está en la cabecera de los enfermos. Y no sólo de los enfermos, sino también de los votantes.”
   Mario Bunge                                                                   

Los procesos electorales en todo el mundo pasan por el filtro de los medios de comunicación. De ahí se desprende la necesidad de desarrollar una nueva cultura política en materia electoral, para que la población se entere de cada uno los participantes y sus programas de gobiernos y tenga el razonamiento necesario, por qué y por quién votar.

Julio César Guerrero Dias

Los movimientos, organizaciones, partidos políticos y políticos han entrado en una etapa previa de organización, planificación y estrategias, con quienes se van a unir con vistas a sacarle mas ventajas y poder aspirar no solo a competir sino a buscar el triunfo electoral.

Realizan marketing  político perfilándose quienes serán los que participarán en las próximas elecciones del 7 de noviembre de 2021, prácticamente la campaña electoral, aunque no de manera oficial.

Por el momento han surgido mas de media docena en la oposición y quizás sumarán mas en la medida que los tiempos se vayan acercando.

Por el otro lado pues, no hay sorpresa, nada que decir todo está dicho, ya la sociedad sabe y conoce quien será el  posible candidato.

Para todos los acontecimientos que se desarrollan en el presente y para los del futuro los medios de comunicación son esenciales para fortalecer el proceso electoral, contribuyendo en la sociedad, desde los discursos informativos o discursos de opinión con lo que se denomina educación electoral, para establecer el fortalecimiento de la democracia.

Los medios deben de enfatizar, en una elección libre y justa no se trata solamente de informar de votar en las condiciones adecuadas, sino que también es necesario contar con información relevante sobre los partidos, las políticas, los candidatos y el propio proceso electoral, a efecto de que los electores estén en condiciones de hacer una selección informada.

¿Cuánto de esto nos brindan los medios? ¿es relevante lo que los medios nos informan acerca de los partidos o candidatos? ¿los medios tienen sus candidatos privilegiado?

Hablar de una elección democrática sin que exista libertad en los medios de comunicación sería una contradicción ¿existe esa libertad? ¿de donde viene la censura del estado o de las empresas informativas? ¿el comunicador se auto censura porque quiere o porque le dan una señal? Entonces la libertad donde queda.

No obstante, la paradoja está en que, para asegurar esa libertad, es necesario cierto grado de regulación. Por ejemplo, habría que establecer que los medios gubernamentales, cuyos fondos provienen de los recursos públicos, estén en la obligación de brindar una cobertura justa y un acceso equitativo a los partidos de oposición, difícil ya que todos los medios y comunicadores están etiquetados y por sus apellidos los tratan.

Cuando se habla de medios de comunicación masiva a menudo denominados simplemente los medios, en general se suele hacer referencia a la prensa escrita y a las emisoras de radio y televisión. En los últimos años, esa definición puede haberse ampliado para abarcar la Internet en sus diversas formas y otras nuevas vías de distribución electrónica de noticias y entretenimiento, como el servicio de redes sociales de mensajes cortos a teléfonos móviles.

La principal preocupación es el derecho que tienen los electores a obtener información completa y exacta, aunque este no es el único derecho en cuestión.

Los partidos y candidatos tienen derecho a utilizar los medios de comunicación para hacer llegar sus mensajes al electorado, mientras que los medios tienen derecho a informar libremente y a indagar acerca de todo el proceso electoral. Este control es, en sí, una garantía adicional de gran importancia contra la interferencia o la corrupción en la gestión de la elección.

El organismo electoral en este caso el Consejo Supremo Electoral por su parte, tiene la obligación crucial de brindar información a los electores y a otros muchos grupos, incluidos los partidos políticos y los propios medios de comunicación, en este caso han quedado a deber a la sociedad, muy poca información es la que produce para que el potencial electorado esté informado.

Sin embargo, los medios de comunicación pueden cumplir una función más específica, como la de posibilitar una plena participación pública en las elecciones, no sólo informando sobre el desempeño del gobierno, sino de muchas otras formas:

Orientando a los electores sobre como ejercer sus derechos democráticos, nuestros medios en este tema, como que no le han dado la importancia y cuando se dice de derecho democrático no se está refiriendo exclusivamente al derecho al voto, sino a todos sus derechos individuales que tienen, que los conozcan, que los manejen y que hagan uso de ese derecho, se han quedados cortos.

Informando sobre el desarrollo de las campañas, ¿qué son? ¿para que sirven? ¿son necesarias? ¿Por qué se hacen? ¿dónde se hacen? no basta con realizar una descripción de los participantes ni de los partidos, hay que educar electoralmente a la ciudadanía para que tengan mas racionalidad a la hora de ir a depositar su voto.

Las campañas electorales son esfuerzos competitivos hechos por los candidatos y los partidos políticos para ganar el apoyo de los electores en el periodo que precede a una elección, de ahí la necesidad de ir educando en este tema a la población.

Otra manera que los medios y comunicadores pueden aportar a la educación electoral es ofrecerle una plataforma para que los partidos políticos difundan su mensaje entre el electorado, en el mundo de las telecomunicaciones hoy las plataformas es la marca personal de cada candidato y el de su partido hoy las elecciones y sus resultados están en cómo se llevan a cabo las campañas discursos, videos, propaganda, como interactúas con la gente, de ahí también la necesidad de educar en política a la sociedad, para tener la capacidad de darle lectura  todo lo que se genere desde los medios en materia de elecciones.

Otro aspecto a tomar en consideración es permitiendo que los partidos debatan entre sí, el debate es parte de la democracia es saludable que la sociedad conozca qué es lo que propone cada partido a través de su candidato, esto tiene mas beneficio que daño.

Hemos estado históricamente acostumbrados a ver procesos electorales, campañas políticas de la misma manera los medios tienen mucho que decir, proponer, crear, motivar a la población para que participe en el proceso electoral informando de manera clara, sin especulación o supuesto, de esta manera estarán desarrollando una cultura política diferente.

Otra manera que los medios y comunicadores educan electoralmente a la sociedad es examinando el propio proceso electoral con el fin de evaluar su equidad, eficiencia y probidad, ahora que dicen que va la reforma electoral el trabajo periodístico tiene que ser mas exhaustivo, no quedarse en lo que dice el supuesto experto.

Como comunicador también es una obligación saber qué es lo que se reforma tener su propio criterio, porque si se hace como se ha hecho siempre se convierten en vocero de los, partidos políticos y candidatos.

Las aseveraciones sin respaldo en periodismo dañan la imagen del medio y del propio periodista, siempre cuando tengo la oportunidad de compartirla la hago es como una ley que el periodista debe de dudar de todo lo que le dicen o le llega el principio es investigarla.

“El ignorante afirma y el sabio duda y reflexiona” Aristóteles, tratemos de aproximarnos a la sabiduría.

El último gran compromiso de los medios y comunicadores es supervisar el escrutinio de los votos y anunciando los resultados, el día de las elecciones el desplazamiento de los medios es necesario para poder darle cobertura a los acontecimientos.

Si bien es cierto que la verdad, y objetividad es inexistente en las representaciones que se hacen en los medios, no podemos negar que siempre hay un pedazo de verdad como decía Gandy, pero en este caso no se trata de darle a la población un pedazo del hecho se busca de entregarle de manera mas aproximada como las cosas han sucedido.

Los medios no constituyen la única fuente de información de los electores, pero en un mundo dominado por las comunicaciones masivas, son ellos los que determinan la agenda política, incluso en los rincones del mundo menos desarrollados. Así, por ejemplo, el acceso a los medios y la cobertura de las elecciones se han convertido en un criterio básico para los grupos de observación electoral, para juzgar si las jornadas electorales son o no creíbles, y darle la legitimidad del proceso.

Al mismo tiempo, el monitoreo de los medios de parte de algunas organizaciones sociales y políticas durante los períodos electorales se han convertido en una práctica cada vez más común, empleando una combinación de técnicas de análisis estadísticos, del discurso y de estudios para medir la equidad, la seriedad, el profesionalismo y la ética de la cobertura de los medios.

La capacidad de hacer campaña en una atmósfera libre de miedo e intimidación es otro componente esencial de una elección libre y justa, los candidatos deben poder desplazarse libremente y reunirse con los electores sin temer por su seguridad física o por la de sus simpatizantes

Los votantes deben poder desplazarse y asistir a los mítines de campaña sin temor, los monitores, los observadores y la prensa necesitan poder cubrir el proceso y publicar sus informes sin temor a la intimidación o a las posibles represalias, todo esto dentro de un marco legal que le propia ley le otorga a todos los participantes.

Este es un de los artículos esenciales de las campañas electorales de Ley electoral de Nicaragua.

Art. 87 — Durante la campaña electoral, los partidos políticos o alianzas de partidos podrán, además de su propaganda ordinaria, publicar libros, revistas, folletos, panfletos, hojas sueltas, afiches, rótulos y otros; hacer uso de la prensa escrita, radial y televisiva y realizar actividades proselitistas de diversa índole de acuerdo con las leyes vigentes y con las regulaciones del Consejo Supremo Electoral.

Toda propaganda electoral deberá identificar al partido político o alianza de partidos que la emita. La propaganda impresa deberá llevar pie de imprenta.

Se prohíbe difundir propaganda electoral con miras a dañar la integridad de los candidatos inscritos o que signifique un llamado a la abstención y violencia. Todo este material será retirado de circulación por la autoridad del orden público competente por resolución expresa del Consejo Supremo Electoral, ya sea de oficio o a solicitud de las organizaciones políticas quejosas o agraviadas.

Podrán utilizar, además: 1) Altavoces fijos y en vehículos, entre las siete de la mañana y las ocho de la noche. 2) Mantas, pancartas, carteles, dibujos, afiches y otros medios similares que podrán fijarse en bienes muebles e inmuebles, previa autorización del propietario o morador, pero en ningún caso en los monumentos y edificios públicos, iglesias y templos.

Si todos los partidos y candidatos respetan lo legal estaremos dando un paso importante en la cultura política del país.

Si en este proceso electoral si se logra educar políticamente en materia electoral a la sociedad desde los medios y de otras instancias y si existe el compromiso de todos los participantes en realizar una campaña justa, creo que estaremos avanzando a la democratización del país.

La Declaración Universal de Derechos Humanos adoptada por la ONU en 1948 es la base fundamental de los principios de los derechos humanos. Los artículos 19 y 21 de dicha Declaración, hablan sobre las obligaciones de los gobiernos para con los medios y su papel en las elecciones.

El primero de ellos garantiza el derecho a la libertad de expresión, mientras que el segundo garantiza el derecho a ser parte de las elecciones, a través de la emisión del voto libre y secreto.

Julio César Guerrero Días

El ágora nica | Desde la antigua Roma, el espacio público sigue siendo el más idóneo y transparente para el debate.

Ver todas las entradas de Julio César Guerrero Días →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!