25 septiembre, 2021

La historia de un hijo que habla de las bondades de su padre

Los héroes existen

Famuel Ubeda

La historia de Manuel de Jesús Rodríguez Mairena, un personaje reconocido en Estelí es el centro de esta ejemplar historia junto con su hijo adoptivo Enmanuel Rodríguez.

Barbudo y chaparro, no es sólo barbudo sino que aparte su barba ya pinta totalmente blanca, ojos color miel tan vivos como los de un niño, sonríe con facilidad, nunca tiene problemas con nadie.

Señores ese tipo no acarrea problema, solo soluciones, siempre inventa cosas, nunca se aburre, siempre tiene una historia o un juego a mano, ama la vida y trabaja incansablemente, si Dios pintó mi vida color felicidad él es uno de los pinceles que usó.

No dejaré que se muera para empezar a darle gracias… Señoras y señores no estoy hablando de un súper humano pero si de un súper corazón… Su nombre: Papá!..

(…) Recuerdo con cierta tristeza un compañero de secundaria, cuarto año (2006) estuve unos meses en un colegio para niños ricos y él arremedó a papá, quién siempre disfrutó ganarse el pan en la calle; aún no sé cómo ni por qué guardé silencio. Un amigo muy querido, se acercó y me dijo “tranquilo, Él tiene todo pero vos tenés más, vos tenés alguien que haría lo que fuera por vos”… No lo olvidé y al regresar a casa abracé al viejo, yo que de sentimental poco tengo le clavé un directo: “Gracias por quererme”.

Papá no usa redes sociales pero siempre está conectado conmigo, nunca saldrá en titulales pero mi alma está llena de pósters porque es mi héroe, no sé qué tan lejos llegue en la vida pero si algo logro será gracias a él (…)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!